NACION y EDO MEX

Presentan en Cámara de Diputados el proyecto “Colmena”, la primera misión mexicana que explorará la luna este año

• Gustavo Medina Tanco, jefe del proyecto desarrollado por la UNAM, pide al Congreso hacer un esfuerzo legislativo para impulsar las actividades aeroespaciales de México

Palacio Legislativo, 21-03-2023 (Notilegis).- Gustavo Medina Tanco, jefe del Laboratorio de Instrumentación Espacial (LINX), del Instituto de Ciencias Nucleares de la UNAM, presentó en el recinto legislativo de San Lázaro el proyecto “Colmena”, la primera misión 100 por ciento mexicana que explorará la luna este año.

En conferencia de prensa, acompañado por el diputado Jesús Roberto Briano Borunda (Morena), secretario de la Comisión de Ciencia, Tecnología e Innovación, señaló que la misión de exploración se realizará con cinco pequeños robots circulares de 12 centímetros de diámetro, 56 gramos de peso y cuatro centímetros de espesor.

Apuntó que el utilizar microrrobots lo hace un proyecto internacionalmente original, ya que pueden replicarse a gran escala a un bajo costo para que trabajen en conjunto, lo cual lo hace diferente a los proyectos de otros países que apuestan por robots sofisticados, gigantes y pesados.

Anunció que los cinco robots de la misión “Colmena” serán lanzados a la superficie lunar el próximo 4 de mayo de 2023, desde Cabo Cañaveral, en Florida, Estados Unidos, a bordo del cohete Vulcan Centauro, luego de que su lanzamiento se retrasó casi un año.

Comentó que el proyecto “Colmena” está encabezado por el LINX, y en él colaboran la Secretaría de Relaciones Exteriores y la Agencia Espacial Mexicana. Se ha desarrollado durante más de cinco años con la participación de más de 200 estudiantes de la UNAM de varias especialidades, tales como ingeniería, actuaría, química, geología, física, psicología, etcétera.

Medina Tanco subrayó que “Colmena” es apenas el primer paso de las misiones de México a la luna y otros cuerpos del espacio exterior, ya que se tiene previstas, hasta ahora, dos misiones más hacia 2030, en donde también participará la Agencia Latinoamericana y Caribeña del Espacio.

Destacó que México necesita una estrategia espacial; “estamos viviendo un momento muy importante, se abre una ventana de oportunidades en un nuevo sector, y tenemos que entrar, y eso requiere recursos humanos, infraestructura, una visión guía y requiere también de un esfuerzo legislativo para impulsar las actividades aeroespaciales”.

“Se requiere de un ecosistema legal para que eso pueda funcionar, para que tengamos una legislación que permita atraer recursos tecnológicos, inversiones, y que esa legislación sea una de las fortalezas de México”, agregó.

El diputado Briano Borunda coincidió en que es necesario plasmar en la Constitución que las actividades espaciales tienen que ser un área prioritaria de su desarrollo.

“Queremos hacer un entorno regulatorio legislativo para que ya México se suba a este tren de desarrollo. Tenemos esta iniciativa de reforma constitucional para reformar el artículo 28 y 73 de la Constitución, y así poner a las actividades del espacio ultraterrestre como un área prioritaria y que se detone todo el talento en favor de México”, expresó.

Por su parte, Salvador Landeros Ayala, director de la Agencia Espacial Mexicana, señaló que el proyecto “Colmena” es el inicio para México y Latinoamérica de una época de actividades espaciales que impactarán en las comunicaciones satelitales, en la vigilancia del clima y medio ambiente del planeta, en el monitoreo de fenómenos naturales, en la seguridad, la cartografía y oceanografía, y en la construcción de infraestructura.

Resaltó que México se pudo adherir al programa espacial internacional “Artemisa”, “y eso nos va a dar grandes oportunidades de participar en proyectos de exploración lunar, y con ello se abre el camino para una presencia a largo plazo en la luna y en Marte”.

En tanto, Javier Dávila Torres, director general de la Agencia Mexicana de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AMEXCID), celebró que la Secretaría de Relaciones Exteriores se haya sumado a la misión “Colmena” y a los próximos dos proyectos.

Dijo que el papel de la Cancillería en este tema será el de hacer diplomacia científica para encontrar a los actores adecuados que permitan una transferencia de tecnología hacia México, a fin de poder seguir avanzando.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar