NACION y EDO MEX

Necesario, programa para contrarrestar efectos de sequía, consideran en el Senado

  • La falta de pasturas y agua superficial afectan al sector ganadero de México, advierte Verónica Martínez.

Las altas temperaturas afectan gran parte de la región productiva agropecuaria de nuestro país, lo que pone a la ganadería en severas dificultades, por la falta de pasturas y de agua superficial para que coman y beban los animales, aseguró la senadora Verónica Martínez García, del PRI.

 

Por ello, a través de un punto de acuerdo, la legisladora propuso exhortar a la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural, para que implemente un programa urgente de apoyo al sector ganadero que permita atender el problema de la sequía en el país.

 

La propuesta enviada a la Comisión de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Rural, busca que a través de dicho programa se contrarresten las “graves condiciones de sequía” por las que ha atravesado el país en los últimos años y que han ocasionado pérdidas a los ganaderos de México.

 

Verónica Martínez advirtió que, con las sequías se generan factores que afectan a la ganadería, como no tener suficiente forraje o pasto para alimentar las cabezas de ganado, ya que este se puede secar y no cuenta con la suficiente calidad nutrimental para los animales.

 

“Esto hace que pierdan grasa y peso, por lo que la carne obtenida de ellas se considera de menor calidad o se obtiene menos cantidad en el mejor de los casos, porque en el peor el ganado fallece por falta de alimento”, expresó.

 

La falta de agua resulta un problema muy importante, advirtió, pues cada animal necesita aproximadamente 40 litros de agua al día.

La senadora refirió que de acuerdo con el documento “Agua en México, ¿Escasez o Mala Gestión?”, de continuar esta tendencia, para 2030 la disponibilidad de agua en México descenderá por debajo de los tres mil metros cúbicos por habitante al año, cuando en las últimas décadas la disponibilidad anual por habitante en nuestro país era de 10 mil metros cúbicos promedio.

 

“Esto se debe principalmente al deterioro y explotación de los cuerpos de agua, sumado al aumento de la población y al incremento de las sequías”, expresó.

 

Puntualizó que la ganadería es la tercera principal actividad para el sector agroalimentario, por lo que es necesario asignarles los recursos suficientes, además de impulsar los programas necesarios para otorgarle certidumbre normativa y legal para incrementar su potencial.

 

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar